martes, 10 de marzo de 2009

El Guepardo


El guepardo (Acinonyx jubatus), también llamado chita (del inglés cheetah'), es un miembro atípico de la familia de los felinos. Es un félido de buen tamaño que habita en África y el Medio Oriente. A simple vista se parece mucho al Leopardo por el color y pintas en la piel, sin embargo, aunque emparentado a los otros felinos y las panteras, el Guepardo es una especie propia. Entre los animales terrestres, el Guepardo es el animal más veloz sobre la tierra. En dos segundos alcanza una velocidad de 72 Km/hora y puede llegar hasta los 110 Km por hora (68.4 millas por hora), pero sólo durante unos segundos. Sus largas patas le dan la suficiente velocidad para cazar a los antílopes en la sabana.

· Descripción: El cuerpo del Guepardo es esbelto y delgado, con patas más largas que la de los félidos típicos; la cabeza es más reducida y alargada, las orejas anchas y cortas, y el ojo se caracteriza por su pupila redonda. El pelaje es largo, áspero, sobre todo en el lomo, y de colorido variable; generalmente el tono fundamental es un hermoso gris amarillento, clarísimo, con manchas negras o castañas, muy próximas entre sí, que casi se confunden en el dorso y se mezclan más todavía hacia el extremo de la cola.

· Características:
a) Peso: Entre 40 y 65 Kg.
b) Longitud: Entre 1'15 y 1'35 m.
c) Altura: 1'32 m.
d) Longevidad: 12 años. En cautividad 17 años.

· Hábitat: A este félido se le encuentra en la India, Asia occidental, hasta Arabia, y en gran parte de África, comprendida la septentrional. Es un verdadero animal de las estepas, y sus mejores cualidades no radican en la fuerza, sino en la vivacidad de sus movimientos. El Guepardo prefiere las sabanas, donde puede hacer uso de su formidable velocidad.

· Hábitos: Con respecto a sus horas de mayor actividad, el Guepardo se adapta al medio ambiente y otros depredadores mayores. En algunos lugares, donde la temperatura del día llega a ser demasiada elevada, el Guepardo caza de noche (también se le ha visto cazando de noche en otras partes que no son tan calientes durante el día). En otros lugares, espera que los leones hayan terminado su cacería temprano en la mañana antes de ir en busca de su sustento, o se le adelanta y caza temprano en la tarde antes que los leones regresen a la actividad.

· Vía cotidiana: Vive solitario o en pequeños grupos. Su comportamiento social se ve casi limitado al momento de acoplamiento y a la cría de la prole. Tendencia al nomadismo, a la emigración tras los rebaños de herbívoros, que constituyen su principal fuente nutritiva. Suelen descansar en lugares prominentes y despejados.

· Reproducción: Una vez que una hembra entra en celo busca un macho, tal vez más de uno. Como en la mayoría de los otros félidos, el papel del macho en la reproducción de la especie termina una vez fecundada la hembra. La madre por sí sola se encarga de buscar un lugar donde tener los cachorros, de cuidarlos mientras son pequeños y más tarde de enseñarlos a cazar y sobrevivir. El período de gestación es de noventa a noventa y cinco días. Las madres tienen de uno a seis cachorros en cada parto, se documentan hasta ocho, siendo un parto de tres o cuatro lo usual. La mortalidad entre los cachorros es muy alta. Con poco más de año y medio de edad, los guepardos inician la vida por su cuenta. Los cachorros son de color gris, con el pelo largo y lanoso, sin marcas.

· Alimentación-caza: Caza durante el día. La vista es su sentido más importante y tiene un alto porcentaje de éxito en la caza. Cuando la presa se halla en medio de un grupo numeroso, el guepardo camina abiertamente, alarmando a la presa. El animal menos aventajado es inmediatamente individualizado y perseguido. La acometida por sorpresa se lleva a cabo cuando el objeto de la caza es un animal aislado. Se acerca a la presa tanto como sea posible y se lanza a su persecución. Es derribada de un zarpazo en la parte trasera del animal y la mata clavando sus agudos colmillos en la garganta del rumiante hasta asfixiarla. En la alimentación de Acinonyx jubatus se incluyen mamíferos medianos, siendo las gacelas y los antílopes una de sus presas preferidas.

· Relación con el hombre: El guepardo no es de condición feroz y fue domesticado y usado para la caza. la doma del guepardo fue difundida por los árabes. Son criaturas retraídas. No crían en cautividad. Los ejemplares capturados para el adiestramiento están condenados a morir sin descendencia. Ésta es la causa de su gran disminución en la naturaleza. Aunque es una especie protegida en casi todos los países donde habitan, sigue en vigor un mercado negro, que se nutre de su valiosa piel moteada.

· Variedades: Se conoce otra variedad llamada en inglés “King Cheetah”, que se traduce a “Guepardo Rey”, y se le asignó incorrectamente el nombre científico apropiado, Acinonyx rex. Esta variedad demuestra rayas sobre la espalda, con las marcas del cuerpo siendo más pequeñas. Aunque se le estima una mutación de Acinonyx jubatus y ha sucedido varias veces en Sudáfrica, no se le considera una especie o subespecie diferente. Se han visto ejemplares de Acinonyx jubatus de color blanco y otros de color oscuro a negro, similar a la fase oscura como sucede en el Leopardo, el Jaguar y otros félidos. Tanto los blancos como los oscuros se consideran raros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Etiquetas